+34 91 532 33 71

Envío a todo elmndo

Yaacov Agam

Yaacov Gipstein, conocido como Yaacov Agam, nació el 11 de mayo de 1928, en Rishon LeZion (entonces Mandato de Palestina). Hijo de un rabino ortodoxo, obtuvo sus primeras nociones de arte en la Escuela Bezalel en Jerusalén en 1946.

En 1950, Agam se trasladó a Zurich para estudiar con el gran teórico del color de la Bauhaus, Johannes Itten en la Kunstgewerbeschule. Allí conoció a Frank Lloyd Wright y Siegfried Giedion cuyas ideas sobre el elemento del tiempo en el arte y la arquitectura provocaron un gran impacto en él.

Como el judaísmo cree que la vida es dinámica y cambiante, Agam rechaza los conceptos tradicionales y estáticos de la pintura y la escultura, que son insuficientes para expresar los cambios que constantemente se producen y que nos rodean.

En 1951 Agam se trasladó a París, donde conoció a muchos artistas surrealistas que fueron los primeros en descubrirlo y animarlo. Realiza su primera exposición individual en la Galerie Craven en París en 1953 con pinturas cinéticas y transformables que invitan al espectador a participar. Este espectáculo fue un punto de inflexión en el éxito del artista, ya que desde entonces posee toda la atención de los críticos de arte y se ha convertido en uno de los artistas más influyentes de los tiempos modernos.

En 1955, Yaacov Agam se estableció como uno de los principales pioneros del arte cinético en la exposición “Le Mouvement” en la Galerie Denise René, junto a artistas como Jesús Rafael Soto, Alexander Calder o Jean Tinguely.

Su trabajo es de naturaleza óptica pero cambia con el movimiento. El espectador puede participar, bien realizando un cambio manual o bien pasando físicamente por delante, y observar un cambio en la obra en función del ángulo de visión.

Agam trabaja con muchas técnicas, incluyendo pintura en dos y tres dimensiones, dibujo, escultura, cerámica, vidrio, serigrafía, litografía , grabado o combinando varias de estas técnicas. Su creación "Agamograph" consiste en una serie de múltiples imágenes que, una vez vistas a través de una pantalla lenticular, constituyen una obra que cambia según el ángulo de visión. Este concepto único y particular, hace que este tipo de obras sean muy apreciadas por los coleccionistas de todo el mundo.

Yaacov Agam también ha escrito y publicado muchos libros sobre sus obras, conceptos y exposiciones.

Todavía vive en París y sigue trabajando en sus obras y actualmente es el artista israelí más cotizado.

Mostrando: 0

Lo sentimos, no hay productos que coincidan con tu búsqueda.

Loading...